Muchos hemos visto el éxito de taquilla "El origen", y si no lo has hecho, sugiero que la veas antes de leer este blog (¡alerta de spoiler!). "El origen" presenta un nuevo enfoque en los clásicos thrillers de ciencia ficción: esta vez todo ocurre en nuestra mente. La película introduce el concepto de "extracción", por el cual una persona puede ingresar a tus sueños y robar tus ideas. Los personajes hacen una extrapolación de este concepto e implantan una idea en la mente del soñador. Pero ¿es realmente posible hacer esto?

Vayamos por partes: en primer lugar, es completamente cierto que los sueños son un "depósito de ideas". Son intrínsecamente personales y tienen una significación personal, a pesar del significado objetivo del sueño. Por ejemplo, supongamos que sueño con una estación de tren y una mujer con un sombrero rojo me saluda desde el tren en movimiento. Estos hechos objetivos tienen muy poco que ver con mis sentimientos personales sobre el sueño, pero como mi mamá siempre usaba sombreros rojos y yo siempre tuve problemas relacionados con el abandono porque ella se fue cuando yo era pequeño, gran parte del significado del sueño es aportado por mis experiencias personales. Quienes no conocen mi historia familiar nunca podrían hacer esta asociación.

En segundo lugar, la película presupone que dos personas pueden compartir el mismo sueño. Si bien se han reportado casos de personas que han tenido el mismo sueño: gemelos, parejas con muchos años de casados y personas que han compartido experiencias trascendentales, se desconoce si están simplemente soñando lo mismo o si están juntos DENTRO del mismo sueño. ¿Ves la diferencia? Se están haciendo más investigaciones sobre este tema, pero no se ha comprobado nada de manera definitiva.

En tercer lugar, la película se basa en la idea de que Leonardo DiCaprio puede implantar un sueño en la mente de otra persona. Esto es claramente cierto, pero no ocurre necesariamente en la forma en la que lo hace Leo. Por ejemplo, en las abducciones extraterrestres, esos investigadores plantaron la idea de una abducción extraterrestre en la mente de los soñadores. Esto les permitió crear el sueño sobre la abducción. No es igual que "El origen", pero se aproxima bastante.

Es maravilloso que los directores de Hollywood puedan crear películas fascinantes que llamen la atención sobre el estudio de los sueños. Cuantas más personas se interesen por el estudio de los sueños más aprenderemos.